donde están los libros
San Juan de Dios, 20 y Gran Capitán, s/n
Unete a nosotros

Boletín de Novedades

Suscríbete a nuestras novedades



TIENE EN SU CESTA DE LA COMPRA

0 artículos

en total 0,00 €

Noticias

13 / 10 / 2017

'Pecado', nuevo libro de Benjamin Black

Una narración criminal de primer orden y nos presenta a un nuevo, complejo y entrañable inspector

'Pecado', nuevo libro de Benjamin Black

John Banville (Wexford, 1945) ha vuelto a hacernos un regalo. Enfundado en la piel de Benjamin Black, el autor irlandés se ha apartado del camino marcado por su patólogo forense Quirke para escribir Pecado (traducción de Miguel Temprano) obra con la que ganó el Premio RBA de Novela Policíaca 2017. Se trata de una historia en la que, con la excusa de un terrible asesinato, Black despliega todas sus artes para mostrarnos la sociedad irlandesa de finales de la década de los cincuenta del siglo pasado, adentrarse en sus conflictos e hipocresías y regalarnos un nuevo, complejo y entrañable protagonista.

El planteamiento es el siguiente: Navidad de 1957. En medio de un terrible invierno, un cura católico es hallado degollado y castrado en medio de un enorme charco de sangre en las estancias de una de las familias más significativas de la zona de Wexford, cuna del propio Banville. La familia, liderada por un militar retirado, protestante pero con mucho prestigio en la zona, es todo lo variopinta y oscura que puede ser una familia de alta alcurnia en aquella época por aquellos parajes. El cura, amigo del padre, murió en terribles circunstancias pero ni el hijo mayor, ni la alocada hija ni, por supuesto, la señora de la casa y segunda esposa de coronel han visto u oído nada, en una metáfora perfecta de la sociedad irlandesa de la época. 

Y aquí entra en juego el detective Strafford. Se trata del vástago de un prestigioso hombre protestante que se aparta de todo lo que su familia esperaba para él y se hace policía. Su aspecto desgarbado pero elegante, sus modales y su acento, su origen protestante, el hecho de que no le guste beber y de que no fume lo convierten desde el primer momento en un extraño dentro de la policía y a ojos de los ciudadanos.

Para los fans de las novelas de Quirke, este aparece nombrado de pasada, como el inefable Costigan. Más presente está Hackett, aquí ascendido a comisario y visto en una faceta distinta, al mando.

Para los amantes de la novela enigma, aquí hay algo de eso también y el caso está resuelto con brillantez y sin fuegos de artificio.

Por último, para los aficionados a la buena literatura, sea del color que sea, aquí tienen una narración de primer orden.

 

Artículo completo en elpais.com

 

'Pecado' en Babel

 

 

Volver